Submenu

¿nos sigues?

jueves, 9 de enero de 2014

Keisuke Honda: Dosis de magia para un Milán necesitado


Keisuke Honda (Settsu, Japón; 13-06-1986) acaba de ser fichado por el Milán, un club que está necesitado de futbolistas habilidosos y con talento. Honda lo tiene, pero está por ver que roles abarcará en el equipo y cual es el nivel que podrá mostrar el futbolista nipón en esta nueva aventura.
K
"En la temporada 09/10, Honda comienza su participación en la Eredivisie de forma fulgurante, y es que en las 5 primeras jornadas ya había conseguido 5 goles y 2 asistencias".
eisuke desarrolla la mayor parte de su fútbol desde la mediapunta. Zurdo nato con gran capacidad de sacrificio y buena labor de equipo. Se trata de un futbolista ágil, no demasiado rápido, aunque puede superar a sus rivales por medio de acciones técnicas, y es que es bastante habilidoso con el balón en los pies. De todas formas, prefiere que avance la pelota por medio de pases, antes de avanzar él con ella. Suele mostrarse bastante acertado en la toma de decisiones, lo que le convierte en un valor importante en el fútbol de ataque. Es creativo, tiene un buen último pase, aunque también es capaz de iniciar desmarques para finalizar una jugada, y es que no está exento de gol. Tiene un buen disparo desde larga distancia y además, es un buen lanzador de faltas. 

Honda debutó profesionalmente en el Nagoya Grampus de Japón en el 2004, pero no fue hasta el 2005 cuando ingresó oficialmente en el equipo como futbolista de la primera plantilla.

Tras varias temporadas en el fútbol japonés, donde cada vez era más determinante para su equipo, el equipo holandés VVV Venlo, se hace con el futbolista a mediados de la temporada 07/08. En pocos partidos se hace con la titularidad y consigue jugar 14 partidos, marcando además 2 goles, pero no logra evitar que el equipo descienda a la Eerste Divisie (Segunda holandesa).
En la 08/09, podría parecer que el futbolista ha dado un paso atrás en su carrera al tener que jugar en la segunda división holandesa, sin embargo, este hecho le hizo mejor futbolista y junto a Sandro Calabro, lideró el equipo hasta el punto de situarlo en la primera posición de forma destacada, lo que propició el ascenso a la élite del fútbol holandés. Honda jugó 36 partidos, marcó 16 goles y repartió 14 asistencias. Además, esa temporada haría su debut con la selección absoluta de Japón en un partido de clasificación para el Mundial de 2010 frente a Bahrein.
En la temporada 09/10, Honda comienza su participación en la Eredivisie de forma fulgurante, y es que en las 5 primeras jornadas, ya había conseguido 5 goles y 2 asistencias, haciendo un partido memorable en la primera jornada contra el PSV, donde su equipo pudo empatar a tres tantos. La participación del japonés en el equipo no se extendería demasiado, ya que en el mercado invernal son muchos los equipos que intentan pujar por él, siendo el CSKA de Moscú el club que finalmente se hace con sus servicios a cambio de casi 6 millones de euros.

Ya en su nuevo equipo, llega a tiempo para comenzar la Premier Liga rusa desde la primera jornada, donde ya empieza a dar muestras de su verdadero potencial futbolístico. Su temporada se resume en 28 partidos de liga, 4 goles y 5 asistencias, ayudando al CSKA a finalizar el campeonato doméstico en segundo lugar. Aparece por primera vez su nombre en la Champions League y se convierte en el verdugo del Sevilla, ya que en el partido de vuelta de los octavos de final, el equipo ruso vencería por 1-2 en el Sánchez Pizjuán, donde Keisuke logra anotar un gol y repartir una asistencia. 
En el Mundial de Sudáfrica 2010 se convierte en uno de los jugadores más destacados de Japón, quienes consiguen clasificarse para octavos de final, pero acaban siendo eliminados por Paraguay, partido que se decide desde la tanda de penaltis.
Para las siguientes dos temporadas (11/12 y 12/13), Keisuke Honda mantendría más o menos el nivel de su primera campaña en Rusia, ganando una liga, una copa y participando en 48 partidos de liga entre las dos campañas, donde marcaría 15 goles. Bien es cierto que sus actuaciones han sido algo más esporádicas por culpa de unas cuantas lesiones que no le han permitido progresar como al futbolista le hubiese gustado. Decir que dichas temporadas en Rusia fueron reestructuradas para que la competición doméstica tuviese un calendario más acorde con el fútbol accidental y así poder competir en igualdad de condiciones en las competiciones europeas.

En la presente temporada, la última donde desplegaría su fútbol en la liga rusa, el japonés mostró ciertos indicios de estancamiento en su fútbol, jugando 18 partidos, marcando 1 gol y repartiendo 2 asistencias. Ahora, en el mercado invernal llega libre al Milán, donde deberá recuperar el nivel de antaño si quiere ayudar al conjunto "rossoneri" a escalar posiciones en la tabla, ya que en estos momentos el laureado club deambula por posiciones lejanas a las que nos solía tener acostumbrados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario